El señor X, los Redbulles y una vampira D.J.

Hola Wampirela,

casualmente leí tu sección de consultas y pensé que serías la persona ideal para comentarle mi dilema.

Hace cosa de un año, conocí a la que actualmente es mi chica. Al principio me resultaba un poco fría pero poco a poco, nos fuimos conociendo y empezamos a salir.

Al principio no me resultaba extraño que solamente nos viéramos por la noche ya que tenemos unos horarios de trabajo muy poco compatibles. Resultaba genial, porque para ir a la discoteca hasta el amanecer era ideal y las noches de insomnio ya no eran problema.

 Luego ya empecé a notar otras cosas extrañas, como por ejemplo que los domingos nunca quería venir a misa conmigo, y cuando nos dábamos un paseo nocturno siempre tenía predilección por las callejuelas oscuras y poco transitadas del casco antiguo, y dicho sea de paso, todos los gatitos habitantes y dueños de esas calles, huían despavoridos cuando notaban su presencia.

Le encantan las noches de tormenta, hace frío cada vez que entra en la habitación y me hizo quitar todos los espejos de casa, en fin, una serie de detalles sin importancia cuando quieres a alguien.

El problema es que tanta vida nocturna empezó a afectarme y le dije que teníamos que cambiar nuestros hábitos, a lo que ella me contestaba que no era posible, pero yo ya no podía con mi alma, tenía unas ojeras que me llegaban a los pies. Como es un trocito de cielo, trató de arreglar este problema comprándome Red Bull en cantidades  que podrían llenar una piscina olímpica pero yo solo conseguía taquicardias que no sé si me las provocaba la taurina o ella cuando se acercaba a mí.

El caso es que acabó confesándome que era una vampira (¡no sé cómo no me dí cuenta antes!) y que por eso teníamos que vivir de noche. La primera vez que vi sus colmillos me quedé petrificado y pensé que eso no podía estar pasando. Luego ya me contó que había más como ella pero que vivían mezclados entre humanos de forma discreta, cosa que, por otro lado, no me resultó especialmente tranquilizadora.

En cualquier caso, llevo ya un tiempo pensando en que la única solución es que yo también sea vampiro (está deseando “hincarme el diente”) pero, aunque la quiero con locura, la idea me resulta aterradora, a pesar de que nos encanta compartir nuestras vidas, hasta nuestros trabajos nos favorecen ya que yo trabajo en un hospital (en el banco de sangre) y ella es discjockey.

¿Qué puedo hacer? ¿qué me recomiendas?

Gracias Wampirela, se que tú me comprenderás mejor que nadie.

Atentamente:  Mr. X

Querido señor X,

Se presenta ante ti una oportunidad que para sí quisieran muchos humanos: la inmortalidad. No seré yo quien te anime o desanime en tal elección, tan sólo de daré unas pistas de lo que podría ser tu vida si eliges convertirte. Tal y como nos has contado, ella no puede salir por el día, los animales la temen y siempre esta sedienta de sangre, ser vampiro conlleva esas pequeñas, o grandes (cada cual lo verá a su manera), incomodidades. Y sí, es cierto que nunca envejecerá, no enfermará y posiblemente, vivirá muchísimos años,  no diré que para siempre porque, como sabéis, nada es eterno.

Sin embargo, lo realmente importante de todo esto es si a ti te gusta esa vida nocturna y excéntrica. No cambies por ella, si decides cambiar hazlo por ti. Sé que es un argumento muy manido pero creo que encierra una profunda verdad. Si se da el caso de que te quiere hincar el diente pero tú no estás seguro y ella no lo entiende, pues ponle un bozal, ponte un collar de ajos o directamente déjala. Si es una relación de verdad dará lo mismo si sois diferentes, de hecho eso puede hacerlo más interesante.  En c uanto al tema de los horarios, te diré que no creo que sea una razón de peso para que te vampiricen. No te pases con el Redbull y duerme lo que tengas que dormir que tampoco es necesario que estés siempre con ella.

Así que señor X si quieres ser vampiro selo. Será divertido, apasionante y sobretodo distinto a lo que hayas vivido antes, pero recuerda, no hay vuelta atrás, no podrás volver de nuevo a tu condición humana. Tuya y solo tuya es la elección.

Sangrientamente, Wampirela

Zombies i vampires

Hola, Wampirela.

Sóc un zombie de 19 anys, treballe al Forn dels Borratxos. I fa poc he establert contacte amb una vampira. Ha costat, perquè sóc un zombie tímid, i a voltes les indirectes són difícils d’entendre. Vingué al forn un dijous a per magdalenes. Jo li vaig posar el meu teléfon al dors d’una funda perquè em cridara, però clar amb eixes dents, es va menjar la funda i tot. L’altre dia tornà a vindre, este cop a per rosquilletes. Jo li vaig fer les rosquilletes en forma de cor, però ni les va vore perquè les volia pa tocar la bateria. Finalment, dissabte passat vàrem quedar. Anàrem al cine, però en eixir es va anar ràpidament a casa quan li sonà el teléfon. I ja no la he tornat a veure. Què puc fer? Com podria contactar amb ella? Tu creus que voldrà tornar a quedar amb mi, o la fugida és un senyal de que no li caic bé. També he pensat en els problemes que hi haurien de tindre una relació dues espècies diferents… de fet, son pare ha vingut algun cop al forn i em mira mal. Tu creus que ho entendria? Creus que hi hauria problemes de juntar zombies i vampires

Atentament, Shaun of the Dead.

Michigan, 7 d’octobre de 2011

——————————————————————–

RESPOSTA:

Benvolgudíssim zombie,

les relacions inter-espècies són complicades. És molt comú que en moltes coses tu no l’entengues a ella i ella no t’entenga a tu. En primer lloc, per entrar-li a una vampira no és un bon mètode deixar-li el telèfon en una magdalena o regalar-li rosquilletes en forma de cor, de fet la majoria de no-humans ho trobaria massa cursi. Has de ser més directe i actuar d’acord al que la teva naturalesa zombie et dicte. Per ventura quan vos apeteix un cervell fresc aneu al seu propietari i li presenteu una sol·licitud de lliurament de cervells, supose que no. El que feu és anar a per aquest cervell, us guia l’instint. Segueix el teu instint zombie. Això sí, aquesta valentia no t’assegurarà la victòria, no oblidem que no es tracta d’una dolça damisel·la sinó d’una noia amb instints depredadors, et pots portar un bon esglai, però en l’amor cal arriscar. Per això no n’hi ha prou amb ser directe. Si vols conquistar a una noia vampira l’últim que has de fer és portar-la al cine. En alguns casos sí funciona sobretot si la pel·lícula és molt gore, però és molt estrany, a les vampires els van altres coses. La teva noia no morta es fondrà amb un passeig nocturn pel cementiri o una visita a una unitat de donació de sang. Sobra esmentar que això últim no serà per fer cap donació. I finalment recorda, sou els dos no morts, teniu més coses en comú del que sembla, explota aquest aspecte: sortir a la ciutat i omplir de paüra els carrers, això, definitivament, farà que aquesta vampira quedi encantada amb tu.

Sagnantment, Wampirela.

Presentació de Consultori sentimental per a No-Humans

Tens una parella vampir i no saps com dir-li que et fa mal quan et fa un xupetó? El teu home Zombie, desperta als veïs quan s’alça a pixar de matinada? Coneixes algun alien amb complex d’Edip? Si tens estos dubtes o qualsevol tipus de problema sentimental… esta és la teua secció.

La Dra Vampirela, sap les teues respostes…

pots escriure-li a:   wampiconsultorio@gmail.com